ora por tu esposo

Ora por tu esposo!

Mis papás son de las personas que leen muchísimo y mi mami es de las que ya no tiene donde guardar mas libros y aún así le encanta ir a las librerías y sale con 50 más! Y obvio, desde que yo era jovencita me daban libros, estudios y todo lo que fuera “edificante” y recalco esta palabra porque en aquel entonces salió una revista para jovencitas de entre 15 y 20 años y me gustaba leerla, pero si mi papá me encontraba leyéndola me decía, -Antes de leer eso, lee algo que te edifique y me dejaba caer un estudio bíblico (al fin pastor! =), cuando terminaba de leer el estudio entonces podía leer la revista, ahora agradezco su interés por inculcarnos el hábito de la lectura y no cualquier lectura!

Uno de los tantos libros que me regaló mi mami hace mucho tiempo fue “El poder de la esposa que ORA” de Stormie Omartian, lo leí y me gustó mucho pero sólo quedó en eso, en disfrutar la lectura y los buenos consejos que la autora daba, después de unos años sentí volver a leerlo y me propuse a ponerlo por obra: a orar realmente por mi esposo, tomarme el tiempo necesario para orar específicamente por las áreas que Dios me iba guiando e incluso sentí que se iba anticipando a cosas que aún no pasaban y creo que eso evitó muchos problemas en mi matrimonio, no lo empecé a leer porque mi matrimonio estuviera destruyéndose ni mucho menos pero yo le decía a Dios que quería tener un matrimonio conforme a su propósito y gracias a El he visto los resultados a mi oración y aún ha traído muchos otros beneficios a mi matrimonio.

Aunque debo confesarte que no resultó como yo esperaba, había algunas áreas de mi esposo que yo creía que si las cambiaba todo sería perfecto y tendríamos el matrimonio ideal pero para mi sorpresa el plan de Dios era diferente, primero tuvo que tratar conmigo! abrió mis ojos para darme cuenta que algunas, bueno, muchas cosas estaba haciendo mal y tuve que estar dispuesta a cambiar y mejorarlas,

La mayoría de las veces  como esposas oramos para que Dios cambie áreas de nuestro esposo que tanto nos molestan y lo transforme en “el esposo que yo creo debe ser”, pero Dios no trabaja como yo creo o me gustaría que lo hiciera, El es sabio y perfecto y responde la oración pero a “su manera”, y esa es la que funciona!*

Así que si tu matrimonio no es lo que alguna vez soñaste, tu esposo parece que tiene mas defectos que virtudes, parecen rivales en lugar de ser un equipo… no te des por vencida! La oración tiene poder!! Las oraciones de la esposa por su esposo tienen un efecto mucho mayor sobre él que las de cualquier otra persona, aun sobre las de su propia madre. Las oraciones de una madre por su hijo, en realidad, son fervorosas, pero cuando un hombre se casa, deja a su padre y a su madre y se vuelve uno con su mujer (Mateo 19:5). *

Si no tienes el hábito de orar por tu esposo no te desesperes pensando en cómo lo harás o por donde empezar solo tienes que pedirle al Espíritu Santo que te guíe, el sabe exactamente la situación de tu matrimonio, las cosas que te molestan de tu esposo e incluso las que le molestan a el de ti, El conoce los problemas o situaciones por la que puede estar pasando tu esposo que le preocupan y que ni siquiera te ha dicho para no agobiarte o las cosas que pasas con los hijos, el los conoce perfectamente!

También ayuda mucho escribir esas áreas difíciles que han debilitado tu matrimonio; puede ser algún mal hábito de tu esposo, cosas que te ha dicho y te ha herido, falta de interés en tomar su lugar como cabeza de la familia, no busca a Dios como debería e incluso cosas que tu misma has estado haciendo y no han ayudado mucho, escríbelas y cuando estés orando dile al Espíritu Santo que te gustaría que cambiaran esas cosas pero que estás dispuesta a hacer tu parte, verás como El te va a guiar a orar de la forma correcta y no te sorprendas si en el transcurso del día vas notando actitudes y hábitos en ti misma que no están bien y tienes que empezar a cambiar, pero lo mas emocionante es que tu esposo notará esos cambios y Dios hará su trabajo en él para transformarlo en el esposo que debe ser!

Y muy importante! No te desesperes queriendo ver la respuesta a tus oraciones de la noche a la mañana porque los cambios pueden tomar un tiempo, en especial si tu matrimonio tiene heridas profundas o sufre tensión. Sé paciente para no dejar de orar y espera tranquila en Dios, ten en cuenta que ustedes dos son personas imperfectas, solo Dios es perfecto, pon tus ojos en Dios como la fuente de todo lo que quieres que suceda en tu matrimonio y deja de preocuparte de cómo sucederá. Déjalo en sus manos.

Te animo a doblar tus rodillas y orar realmente por tu esposo, por tu matrimonio, el enemigo más que nunca está lanzando sus mas feroces ataques para destruir las familias, en destruir matrimonios porque sabe que familias fuertes son usadas por Dios en forma poderosísima!

Orar es tu responsabilidad, responder es el trabajo de Dios!

*Algunos extractos fueron tomados el libro “El poder de la esposa que ORA” de Stormie Omartian. 

6 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.